Preparativos del viaje a Corea del Sur

Preparativos del viaje

Corea del sur es un pequeño y atractivo país, situado en el este de Asia y conocido por muchos por encontrarse al sur de una de las que se considera la frontera más peligrosa del mundo. A pesar de ello, quien se decida a viajar a Corea del Sur se encontrar con un país tranquilo.

Seúl es la capital con más de 9 millones de habitantes, donde el transporte público funciona a las mil maravillas y todo y ser una ciudad enorme no se hace complicado poder desplazarse por ella.

La moneda que usan en el país es el Won Surcoreano, 1 euro equivale a 1.354 won aproximadamente. En este caso, solo necesitareis monedas y billetes cuando visitéis las zonas más alejadas de la ciudad. Si vuestra visita es solo a la ciudad de Seúl, podéis pagar con tarjeta sin problema.

Visado para Corea del Sur

Para viajar a Corea del Sur hay que tener un pasaporte válido y obtener un visado antes de entrar en el país. Sin embargo, los extranjeros que provengan de países inscritos en el Acuerdo de Exención de Visados (cómo es el caso de España) pueden visitar el país durante un máximo de 90 días. Eso siempre y cuando se viaje por turismo. Los viajeros cuyo pasaporte corresponda a países bajo los llamados Principios de Reciprocidad pueden visitar el país sin visado hasta un máximo de 30 días.

Los viajeros de países sin ninguno de los acuerdos antes citado deben solicitar visado para viajar a Corea del Sur. Este puede ser para un tope de 90 días, para más de 90 días, con una sola entrada o con entradas múltiples. Dependiendo de cada caso, el precio será uno u otro.

Clima en Corea del Sur

En Corea hay 4 estaciones bien diferenciadas, y es bueno conocerlas para saber cuándo es mejor viajar a este país.

Verano

No es la estación recomendada para viajar a Corea del Sur. Este periodo abarca desde junio hasta finales de agosto. Es mes más cálido es agosto con unos 25 grados, a esto hay que sumar un alto índice de humedad y la posibilidad de mucha lluvia debido al monzón.

Otoño

Es una de las mejores épocas para viajar a Corea del Sur. Abarca entre septiembre y noviembre, y son propicios para realizar diferentes actividades. Las temperaturas son suaves y los bosques lucen esos tonos dorados y rojizos que los convierte en lo bonito del paisaje.

Invierno

Diciembre, enero y febrero son los meses más fríos. En enero la temperatura puedes estar entre -6 y 2 grados. A esto hay que sumar que amanece tarde y el sol se pone temprano, con lo que hay pocas horas de luz. No sería tampoco la mejor época para viajar a Corea del Sur.

Primavera

Esta es la época que yo elegí, a mediados de abril. Esta estación que abarca de marzo a mayo, los árboles brotan y los campos le llenan de flores. Sin embargo, el tiempo puede variar mucho, con días calorosos y otros días muy fríos. En general es una época seca, aunque Corea no es raro que llueva en cada estación. A pesar de todo, para mí fue una de las mejores formas de poder visitar el país con un clima agradable.

Vuelos para viajar a Corea del Sur

El mejor modo de conseguir un vuelo a buen precio para viajar a Corea del Sur es ser flexible con las fechas y comprar con el máximo tiempo posible. Normalmente deberás hacer escala en alguna ciudad europea o de Asia. El precio puede ser muy económico rondando los 500 euros, todo y que normalmente suelen estar por casi el doble, por eso es importante buscar bien y poder encontrar la mejor oferta. Aquí te comento la mejor forma de conseguir vuelos baratos.

En mi caso volé con Air France. En la ida con parada en Paris y en la vuelta con parada en Ámsterdam.

El aeropuerto de Incheon es el aeropuerto internacional de Corea del Sur. Un lugar moderno, cómodo y con todas las facilitadas del viajero. Para mí, el mejor aeropuerto del mundo, en el que le dedicaré parte del ultimo post, ya que hay infinidad de Servicios y actividades que jamás pensaría encontrarme en un aeropuerto.

Para llegar a Seúl desde este aeropuerto ( Seúl cuenta con otro aeropuerto el que esta más destinado a vuelos nacionales o de corta distancia ) puedes hacerlo en tren, bus o taxi.

Transporte en Corea del Sur

El transporte público en Corea del Sur es eficaz, limpio y extremadamente puntual.

Trenes

El ferrocarril es el mejor sistema para viajar por este país, sobre todo en las largas distancias, ya que con él, puedes llegar a todos los rincones. Los trenes, igual que pasa en otros países de Asia, se dividen en distintas clases y el precio varía dependiendo de en cual se quiera viajar. Los KTX son los trenes expresas, los más caros pero también los más rápidos. Estos fueron siempre mi primera opción para desplazarme por el país.

Los extranjeros podemos comprar la KR Pass si pensamos viajar en tren. Realmente no sale muy a cuenta adquirirla para muchos días. Pero si piensas hacer el trayecto por ejemplo entre Incheon y Busan, o desde Busan a Seúl, merece la pena hacerse con la tarjeta de un día. Si quieres saber todo sobre esta tarjeta, pincha en este enlace: KR Pass.

Metro

Sin duda es el medio de transporte perfecto para moverse por Busan, Seúl o Daegu. Las ciudades son grandes y no es sencillo llegar caminando a todos los lugares. Gracias al metro recorrer las grandes urbes es fácil y cómodo. Sobre todo, no hay que tener miedo a esos grandes mapas llenos de caracteres coreanos. Si uno se fija, verá que también está todo escrito en alfabeto latino. Y que las máquinas donde adquirir los billetes tiene en su menú la opción del inglés.

Una vez que tienes el menú en inglés todo irá rodado. Eliges tu estación de destino e introduces el importe que indica. El importe varía dependiendo de las estaciones que se vayan a recorrer. Con ello obtienes una tarjeta con la que entrar al metro y que necesitarás para salir. Además, dicha tarjeta tiene un valor de 500 wones que se te cobran junto al importe del viaje. Al salir del metro encontrarás otras máquinas en la que debes introducir ese billete para que se reembolsen los 500 wones.

Autobús

Salvo que el metro no llegue al lugar de destino en principio no hay razón para utilizar el autobús. Sin embargo, estos son buena opción cuando el metro no llega al lugar que te diriges. En Seúl será raro que utilices este medio de transporte. Sin embargo, en Busan o Daegu te hará falta si quieres llegar a lugares como el templo Haeinsa o Haedong Yonggungsa, el templo junto al mar.

Una vez que se sabe la ruta solamente hay que localizar el número del autobús que te lleva al destino. Y tener una tarjeta de transporte o el importe exacto del viaje. Dicho importe depende del destino. Al subir al autobús un cartel indica la tarifa. Y una máquina junto al conductor es el lugar donde hay que introducir los wones. Recordad que los conductores no manejan dinero ni os darán cambio para poder pagar.

Tarjetas de transporte

No es caro viajar en metro o autobús. A parte en mi caso, pasaría pocos días en las grandes ciudades. Pero si te interesa y quieres ahórrate algunos wones  puedes hacerte con una de ellas

Hay una tarjeta exclusiva para extranjeros, con la que puedes usar el metro de Seúl, el metro de Incheon y determinados trenes. También es válida para autobuses. La tarjeta puede ser de 1 día, 2 días, 3 días, 5 días o 7 días y el precio oscila entre 10.000 wones y 60.000. Por mi parte y sabiendo que no iba a estar mucho tiempo en la capital, preferí utilizar billetes sencillos de un solo viaje.

Taxi

Puede que en algún momento de tu viaje necesites coger un taxi. Por ejemplo, para llegar al hotel desde la estación de autobuses y no ir cargando con la maleta en busca de tu alojamiento. Existen paradas de taxis cerca de estaciones de tren y de autobús. Pero se les puede parar sin problema en la calle.

Hay tres tipos de taxis. El normal varía de color según la ciudad y son los más económicos. Luego están los taxis premium, son de color negro y su tarifa base es más alta que la de los anteriores. Y por último puede utilizar los taxis jumbo. Estos son estupendos para grupos de seis personas, ya que aunque su tarifa es más alta que la de los taxis normales con un solo vehículo se desplazan más personas.

En cuanto al sistema de funcionamiento del taxímetro es algo peculiar. Al subir al taxi y poner en marcha el taxímetro esta marca de salida un importe (depende de la ciudad será uno u otro). Cuando se empieza a circular esa cantidad va bajando en un contador el propio taxímetro. Cuando se llega a cero, empieza a sumar de 100 en 100 wones.

Lo cierto es que lo taxis no son excesivamente caros. Se pueden pagar en efectivo, con tarjeta de crédito o con alguna de las tarjetas de transporte. Yo en mi caso no los usé en ningún momento excepto en Busan, sí que alguna vez tuve que caminar con la maleta unos metros pero el metro cubre prácticamente todas las zonas de la ciudad.

Alojamiento en Corea del Sur

Esta es la parte más cara a mi parecer de todo Corea de Sur. Normalmente siempre elijo un hotel, hostal o airbnb en cada ciudad que voy, sobre todo cuando viajo en coche de alquiler como pude hacer en Nueva Zelanda o en Estados Unidos, pero esta vez, y a sabiendas que el transporte público de Corea del Sur es de los mejores que te puedes encontrar en un país extranjero decidí buscar el airbnb más económico posible i alquilarlo los 9 días que estaría en el país. De esa forma podría dejar mi maleta y mis cosas que no necesitaba para poder viajar mucho más cómodo por el resto de Corea. Fue una decisión arriesgada pero sin duda muy cómoda. Dentro de mi equipaje llevaba otra maleta más pequeña, la que me serviría para visitar todo el Sur de Corea. Alquile una habitación muy pequeña con baño incluido en una especia de backpacker coreano por 9 euros la noche. Me salía mucho más a cuneta quedarme esta habitación toda la semana que irme a un hotel de 3 estrellas justas por 70 o 80 euros, ya que el alojamiento en hoteles en este país es muy caro, sobre todo en su capital.

La parte positiva a parte de conocer gente, y vivir en una autentica casa coreana fue la de poder dejar todas las cosas que no iba a necesitar por mi ruta de 3 o 4 días por el sur de corea. La parte negativa, recuerdo que era imposible encontrar el lugar. El idioma es un gran impedimento a la hora de buscar alojamientos y necesitar ayuda, pero con paciencia, preguntando y alguna aplicación de mapas, pude llegar sin problema.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *